Una de las metas centrales de la educación, es desarrollar un pensamiento crítico. La enseñanza basada en experiencia, es un camino fantástico para lograr esta meta. Basado en parte, en la filosofía de que los humanos son experimentadores innatos, el método se basa en el descubrimiento de los estudiantes, en lugar de que el profesor los atiborre de información. A lo largo del camino, los estudiantes exploran múltiples fuentes y contextos, hacen preguntas y siguen hipótesis y trabajan para aplicar sus teorías en situaciones nuevas y diversas. Haciendo esto, ellos descubren de forma activa, la interrelación que hay entre conceptos, temas y teorías.

En general, toda la enseñanza basada en experimentación, sigue tres fases:

 

enseñanza y experimentación2

 

Fase 1: Formulación de preguntas y comprensión inicial
Primero, los estudiantes son orientados hacia un problema, fenómeno o meta. Aquí aprenden acerca del tema en general, al orientarse hacia él y comenzar a formular sus propias preguntas y/o entendimiento del tema. De estas exploraciones iniciales, los estudiantes comienzan a formular preguntas e hipótesis y a reflexionar sobre sus conocimientos actuales.

Por ejemplo, yo doy un curso basado en la enseñanza de experiencia, sobre las religiones del mundo, donde comenzamos por explorar la pregunta central: ¿qué es religión, espiritualidad o fe? Mis estudiantes deben elegir uno de los tres temas y definir lo que significa para ellos basándose en sus experiencias pasadas. Comenzando con sus propias reflexiones, entremezcladas con investigación, comienzan a acercarse al tema de la religión de un modo general. Esto los lleva a una primera definición del tema que eligieron, sobre el cual irán construyendo conforme exploran distintas tradiciones religiosas en los módulos siguientes.

 

Fase 2: Exploración y análisis
En la siguiente fase, los estudiantes pueden conducir una investigación, diseñar experimentos y recolectar información con múltiples perspectivas y fuentes. Mis estudiantes en línea, aprenden sobre las tradiciones religiosas, leyendo acerca de ellas, visitando comunidades locales que muestran sus tradiciones, involucrándose en prácticas espirituales con estas comunidades, viendo documentales e investigando temas especiales, tales como los puntos de vista políticos de cada tradición, problemas ambientales y liderazgos femeninos. Conforme los estudiantes se involucran en estas actividades, se les pide que vuelvan continuamente a su entendimiento sobre religión, espiritualidad o fe y que lo modifiquen o expandan, según sea el caso. Para ayudarlos con eso, los pongo a trabajar en un documento en el cual, a lo largo de todo el curso, deben agregar referencias y documentar sus reflexiones personales con respecto a la pregunta central. Esta segunda fase, se enfoca en que los estudiantes estén analizando de forma crítica la información que han obtenido, pongan a prueba sus hipótesis y que mejoren sus respuestas a las preguntas centrales.

En esta fase, los estudiantes pueden comenzar a buscar patrones y tendencias en las fuentes y datos que están usando, de la misma forma pueden comenzar a notar cosas en común e inconsistencias entre ellos. Estas tareas los ayudan a alimentar sus habilidades para desarrollar el pensamiento crítico.

 

enseñanza y experimentación

 

Fase 3: Sacando conclusiones
En la fase final de la investigación crítica, se hacen los argumentos y se sacan conclusiones, como el trabajo que han hecho los estudiantes al sintetizar sus exploraciones y situar sus propias posiciones dentro del gran paisaje de posibles explicaciones, teorías y opciones. El documento que mis alumnos realizan en el curso de religiones, cumple este propósito. Al llegar al final de semestre, los estudiantes refinan y revisan este documento, se lo presentan a sus compañeros y reciben retroalimentación y finalmente lo reescriben dándole la forma del documento final del curso. En este documento final, los estudiantes presentas sus respuestas a la pregunta central, apoyando su posición basados en sus exploraciones de la fase 2. En esta fase final de investigación, por tanto, se espera que los estudiantes apoyen sus aseveraciones basándose en su análisis previo y trabajo.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *